Distribuir contenido _Blogosfera

Aquaman

blog_ Rescepto Indablog - 22 December 2018 - 2:39pm
Locurón. Así, sin más. Ya podría dejar la reseña, porque con eso está todo dicho, pero bueno, voy a elaborar un poco más (y al final, hasta me dedicaré a algo que posiblemente no vayáis a ver mucho por ahí: análisis del guión). Por contextualizar: hace poco más de un año el Universo Extendido DC […]

Cosas de princesa

blog_ sevillaescribe - 22 December 2018 - 9:00am

Un golpe seco resonaba en todo el mostrador cada vez que nuestra protagonista bajaba el cuchillo y cortaba la cabeza de un pescado. Después con un arte sublime y bien estudiado separaba la espina de los lomos. Tira a un lado las espinas y guarda la carne en un cartucho. Otro cliente atendido, otro número a pasar.

—38.
La voz no era su mejor virtud. No podemos decir que fuera dulce y suave. Más bien aguda y escandalosa. Eran las diez de la mañana y el supermercado estaba lleno pero a las siete de la mañana cuando las puertas estaban cerradas regalaba a sus compañeros fragmentos de canciones de las grandes folclóricas españolas. Escuchar marinero de luces o como una ola con esa voz tan chirriante no era nada placentero. De pequeña le dijo a su abuelo que quería cantar copla y ser como Rocío Jurado. Reunió el dinero necesario para pagarle la matrícula de la mejor academia de Sevilla pero antes le pidió una muestra de su maestría cantando para cerciorarse de que no tiraba el dinero. El abuelo se ahorró un buen disgusto gracias a dicha prueba.

A las diez de la noche salía después de recoger y limpiar la pescadería. El olor delataba su profesión a leguas. Llegaba a casa, se daba una ducha, comía algo rápido y se acostaba soñando con su príncipe azul. Había tenido mala suerte en el amor y solía decir que siempre se encontraba con un príncipe azul y que al besarlo se transformaba en rana. Algunos intentaban convencerla para que le diera alguna oportunidad a las ranas, pero ella decía que otras los besaran, y que cuando fueran príncipes, entonces la buscaran. Cosas de princesa.

Leer más...

Sombras de metal, de José A. Bonilla

blog_ Athnecdotario incoherente - 22 December 2018 - 8:35am

Por Jorge Herrero.

Sombras de metal es una novela donde el lector encontrará aventuras, misterios, sorprendentes revelaciones, un circo muy “peculiar” y autómatas a cada cual más asombroso, todo ello ambientado en el París de 1889, con el trasfondo de la Gran Exposición Universal que se celebró en dicha ciudad ese mismo año.

José A. Bonilla vuelve al género steampunk, en el que tan buenos resultados y críticas obtuvo con su anterior obra Pétalos de acero, una maravillosa novela que recomiendo encarecidamente. Para Sombras de metal, ha optado por darle un toque más juvenil y aparentemente más sencillo (digo esto por que no es un libro solo para el público joven, si no que la disfrutará todo tipo de lector) y donde se nota el esfuerzo por parte del autor de darle un empaque a la novela, no hacer solo una historia más y que una vez leída, no le quede al lector la sensación de estar ante un libro que se olvida al instante, cosa que no sucede en este caso.

La novela está protagonizada por el joven Fabien, hijo de un afamado relojero, y su gran amiga Madeleine, quienes se verán involucrados en la gran aventura de sus vidas, y que después de esta inolvidable experiencia, ya no volverán a ser los mismos. Todo empezará a cambiar con la llegada a la ciudad de un circo, Le monde fantastique des automates, que no es un circo más, ya que como su nombre indica, tiene en su haber varios seres autómatas, a cada cual más sorprendente e increíble. A partir de ese justo momento, todo se precipitará en la novela, con una sucesión de hechos y de sucesos que harán que el lector no pueda dejar de leer esta adictiva historia de poco más de 150 páginas. Junto a la pareja protagonista, el lector que se adentre en Sombras de metal se convertirá inmediatamente en espectador de lujo, siendo uno más esta historia, acompañando a Fabien y a Madeleine a un final que dejará sin aliento a todo el mundo.

Al igual que sucedió con su otra novela de corte steampunk, José A. Bonilla ha sabido dotar a la historia de una gran ambientación, recreando con todo lujo de detalles una época llena de cambios como fue finales del siglo XIX. Sin duda es uno de los puntos fuertes de esta historia, ya que logra en todo momento que el lector se sienta transportado a este momento clave, donde el mundo estaba asistiendo a una sucesión de cambios, en especial en lo que respecta a la industria. Este punto es una de las claves para que el lector sienta que no está ante una novela más.

La trama transcurre de un modo rápido y sin dar ni un solo momento de respiro tanto para los protagonistas como para los lectores. Está escrita de una manera amena y fácil de seguir, pero eso no significa que sea una historia vacía y sin contenido, si no todo lo contrario, ya que como el lector irá descubriendo, en la novela aparecen personajes históricos que existieron de verdad, dotando al libro de un trasfondo que no suelen tener muchas novelas de corte juvenil.

Si tuviera que ponerle alguna pega, sería al final de la novela, ya que en mi opinión todo se resuelve de manera bastante rápida y algo precipitada. Pienso que el autor tendría que haberlo desarrollado algo más. Sin ser un mal final, es la parte que menos me ha gustado de la lectura, pero eso no quita que estemos ante una buena historia que cumple con creces su objetivo, que no es otro que el hacer pasar un buen rato al lector, y eso es algo que logra con buena nota.

En definitiva, Sombras de metal es una novela muy entretenida, recomendable no sólo para el público juvenil, si no que es apta para todo tipo de lectores.

Como apunte final, destacaría un par de referencias hacia Pétalos de acero, la otra novela del autor que comparte género con Sombras de metal, y que hacen que estas dos historias estén relacionadas de alguna manera. Esto no significa que haya que leerlas juntas, ya que son totalmente independientes, pero para aquellos que se leyeron su anterior trabajo, sonreirán y pillarán dichas referencias.

Otra buena muestra del buen hacer de un autor que es garantía de calidad, y que con todas y cada una de sus novelas, logra entretener y hace pasar muy buenos ratos de lectura a todo aquel que se sumerge en sus libros. Un autor que recomiendo encarecidamente.

Sinopsis:

París 1889.

En la ciudad de la luz se viven los momentos previos a la inauguración de la Gran Exposición Universal, aparador de un futuro repleto de máquinas e inventos jamás imaginados.

Una semana antes de la inauguración de la Torre Eiffel, un singular circo de autómatas, dirigido por un siniestro personaje, atraerá la atención de Fabien, el hijo de un prometedor relojero que presenta sus obras en la Exposición, y Madeleine, su inseparable amiga.

Lo que ellos desconocen es que ese circo oculta un secreto de su pasado, la venganza de alguien que no olvida. Intriga, acción y steampunk en una aventura extraordinaria por las calles de París a finales del siglo XIX.

https://tienda.cyberdark.net/sombras-de-metal-n250945.html

 

 

Reseña: La Boca del Diablo, de Teo Palacios

blog_ Crónicas Literarias - 22 December 2018 - 1:05am

labocadeldiablo¿Qué vendría a ser la superstición? En cierta ocasión, un amigo me dijo: «Es lo peor del ser humano, le lleva a cometer los mayores horrores conocidos en nombre de algo que no existe».

Gran Armada de 1588. Felipe II quería hacer una expedición de castigo contra Inglaterra por sus intromisiones en la guerra de Flandes. Se diseñaron varios planes que no terminaban de convencer y al final el monarca como jefe del ejército se decantó por uno, la jefatura de la parte naval correspondía al Marqués de Santa Cruz, uno de nuestros almirantes más laureados con numerosas e importantísimas victorias en su haber. Desgraciadamente murió antes de llevar a cabo tal encargo, así que el Rey decidió nombrar como jefe de la Armada al Duque de Medina Sidonia que no era un experto en este tipo de misiones, como él mismo dejó claro. El plan era llevar los barcos de transporte de tropas desde la Península hasta los puertos de Flandes en manos españolas, donde los tercios bajo el mando de Alejandro de Farnesio, pasarían a Inglaterra para arrasarla. Los ingleses se dedicaron a implorar a Dios por su salvación. La Armada cumplió su misión sin grandes contratiempos. No perdió más que un barco o dos en combate. Llegó al puerto indicado y mandó mensajes a Farnesio, pero éste no estaba preparado. La Armada por el cambio de estación para navegar tenían que volver y no podían hacerlo por la ruta de llegada por las corrientes así que no quedaba más remedio que rodear las Islas Británicas. Ahí es donde con las tormentas y las corrientes encallaron. Se fueron a pique una decena o más de barcos. La mayoría de barcos y personas volvieron y fue una hazaña que quedo en nada.

Por supuesto, los ingleses pensaron que era una señal divina.

Esto que estáis leyendo sería un resumen de lo que aconteció con la Gran Armada de 1588. El libro que vais a leer empieza con Baltasar de Zúñiga, un personaje muy importante de la maquinaria diplomática de los Austrias, entre Felipe II hasta los comienzos del reinado de Felipe IV. Junto a su escolta Juan Lobo, serán de los primeros en arribar a costas españolas para informar al Rey del desastre. Entre datos y nombres históricos reales nos adentramos en otra historia ficticia de horror.

Unos meses más tarde, Juan Lobo recibe una nueva misión a manos de Baltasar. Deberá ser el escolta de dos inquisidores. Llegó un rumor de que en una villa española llamada Casarrubios del Monte, se instaló el terror. Sus habitantes cuentan que brujas y demonios se apoderaron del lugar. Ya han desaparecido tres mujeres…

La Boca del Diablo es un relato histórico terriblemente exacto de lo que fue nuestro Siglo XVI. El autor dejará al lector luchando contra la superstición, mientras buscan las respuestas al misterio. La lógica y la razón huyen dentro de esta historia poblada de miedos y hombres que ponen senderos falsos hacia la verdad. Los que siguen a desentrañar este misterio, Juan Lobo y los dos inquisidores, deberán tratar de determinar lo que es real y lo que no, en un mundo donde la superstición manda. Fray Gonzalo y Fray Bernardo son lados opuestos de la misma moneda. Uno se inclina hacia lo sobrenatural y espiritual, mientras que el otro usa el sentido común y la prudencia. Están en desacuerdo entre sí durante la investigación en un pueblo donde espera el terror en las esquinas y las personas se apresuran para evitar las sombras.

Las calles de Casarrubios se vuelven reales para el lector gracias a la precisión vívida del autor en La Boca del Diablo. Teo Palacios maneja el delicado equilibrio de la información con maestría. Más que una novela histórica, para mí es misterio; donde Fray Bernardo tiene un aire a Guillermo de Baskerville (monje de El Nombre de la Rosa), al igual que él cree que sin una explicación racional el mal puede tener muchas formas.

Situada en el Siglo XVI, los fans de las novelas históricas no quedarán decepcionados. Tampoco los del mundo sobrenatural ya que ciertos hechos no tendrán explicación. Como las desapariciones suceden antes que lleguen los tres protagonistas, eso le quita bastante intriga. Aunque las dotes detectivescas de uno de los inquisidores te atrapan hasta el final del libro. Además de unos buenos diálogos y una narrativa bien labrada, con datos históricos precisos que no cansan al lector.

Ya sabéis el dicho: «La mayor de las herejías es no creer en el Diablo…”.

Nuevo volumen de las antologías "Cuentos para Algernon"

blog_ Noticias CF - 22 December 2018 - 12:47am

La antología "Cuentos para Algernon" llega a su volumen VI.Se puede descargar en: https://cuentosparaalgernon.wordpress.com/…/antologia-cue…/…

Su contenido es: 
Renacido, de Ken Liu. La paradoja de la señora Zenón, de Ellen Klages. El azogue, de Jeff Noon. Das Steingeschöpf, de G. V. Anderson. Algo que a lo mejor no sabíais sobre Vera, de J. Robert Lennon. Cese y desistimiento, de Tyler Young. Amor Vincit Omnia, de K. J. Parker. Érase una vez un pueblo…, de Eliza Victoria. Rex, de Laird Barron. La ecuación del trébol negro, de Zach Shephard. La chica picadillo, de Ian R. MacLeod. Carta, de Tim Pratt. Telomerasa, de Ian Muneshwar. Antes y después, de Ken Liu. Masacre en el pícnic del monte Frost, de Seth Fried. Más allá de Paraparapara, de Rhys Hughes. Amarillo muerto, de Tanith Lee. Botanica Veneris: Trece recortados de Ida, condesa de Rathangan, de Ian McDonald


Javier Castañeda de la Torre gana el Premio Alberto Magno de cf de la UPV/EHU

blog_ Noticias CF - 22 December 2018 - 12:41am

Javier Castañeda de la Torre ha ganado el Certamen Alberto Magno de Ciencia Ficción de la Universidad del País Vasco en su edición de 2018 y dotado con 2.000€ con el relato "Solo recuerdo su nombre".El segundo premio, dotado con 1.000€, ha recaido sobre Begoña Pérez Ruiz (Madrid) con el relato "La verdadera historia de Cordwainer Smith" y finalista ha sido Joaquín Gamboa Pérez (Murcia) con "Cruzando el río Estigio"

Crónica y vídeo de la presentación en Bilbao de "Odds" de Iñaki Torres

blog_ Noticias CF - 22 December 2018 - 12:33am
Crónica y vídeo de la presentación que tuvo lugar hace unos días en Bilbao de "Odds", la nueva novela de cf de Iñaki Torreshttps://www.makma.net/odds-el-futuro-en-el-presente/

El solsticio de invierno y nuestra conexión con el sol

blog_ Mi mundo como escritora - 21 December 2018 - 3:52pm
¡Hola! Hoy, en El Grimorio, charlamos sobre la tradicional celebración del solsticio de invierno (que este año corresponde al día de hoy, precisamente) y la especial conexión que mantenemos con el sol, conexión que de una manera u otra multitud de culturas y civilizaciones supieron ver o intuir desde hace miles de años:


Reseña: Superman. Especial Action Comics #1000, de VVAA

blog_ Crónicas Literarias - 21 December 2018 - 1:05am

action_comics1000En abril en USA y en octubre aquí se marcó un hito en los cómics de Superman. Una publicación, un gran día en la historia del noveno arte pues se editó el Action Comics #1000. Número especial en el que colaboraron diez puntos de vista diferentes para diez historias distintas. No sé ustedes pero yo quería bichearlo pronto. Y más sabiendo que para el acontecimiento se marcaba como objetivo hacer una buena presentación del personaje antes la inminente gestión de los mitos de Superman por parte del recién fichado Brian Michael Bendis. Una edición que además cuenta con una introducción del director español J.A. Bayona (Lo Imposible, Jurassic World: El Reino Caído…), una antología que sin duda, me apetecía leer.

Tengo que decir que me encantó el tema. No todas las historias fluctuaron conmigo, pero podría decir sin remordimientos que todos los autores abordaron bien la idea de lo que para mí es Superman. No action_comics1000_02reseñaré cada trama, ya sabéis, que evito los spoilers a toda costa, sobre todo, en una mini antología; pero tengo que decir que cada viñeta se apoya bien en la idea de lo que es Superman por encima de todo. Una fuente de verdad y justicia. Un buen hombre (demasiado inocente) que trata de ayudar. Una inspiración para las personas que aman al prójimo. El superhéroe perfecto. Una idea que no funciona para muchos hoy en día, lo sé, pero el verdadero Superman nació y debe ser así. Y todo lo que se aleje de esa idea, no es para nada el verdadero Hijo de Krypton. Pero al menos aquí, en el Action Comics #1000, la edición aniversario con más colaboradores de toda la historia, intenta recordar los grandes conceptos. Y lo consigue.

Portadas muy chulas se aportan al final del tomo. Donde mi favorita es probablemente la de Allred por esconder cierta dulzura y homenaje respecto a la Edad de Plata, y con algunos buenos momentos de su Supergirl, por supuesto. Pero el plan para mí era ir directamente a devorar unas buenas historias sobre el personaje, toda una presentación a la esperada etapa de Brian Michael Bendis. Aun así hay ciertas reticencias en la compilación, en mi opinión. No sé por qué tenemos que repensar los orígenes de Krypton a cada momento, o por qué explotó. No se podía sostener el planeta origen, el mundo era inestable, Jor-El no pudo convencer a la gente del peligro, Kal-El es lanzado lejos, funciona; diablos, Morrison lo redujo a ocho palabras. Es por ello que no sé si me gustan los creadores que sienten que necesitan agregar una nueva arruga en la base, contar la historia detrás de la historia o cambiar action_comics1000_03las cosas radicalmente. ¿Bendis hará que esto funcione? Quién sabe. Pero ya se comentan ciertos detallitos sobre eso a tener en cuenta…

Me mola por ejemplo la historia de Dan Jurgens donde escribe y dibuja un inicio en el que Lois tiene que convencer y convencer a Superman para que asista a un Día de Superman en Metrópolis y obtenga algunos elogios. Incluso habla con la JLA para que no le interrumpan si sucede algo. Poner en modo incómodo a Superman. Gran historia.

También es bastante buena la historia de Peter Tomasi y Patrick Gleason , donde Superman es lanzado a través Espacio-Tiempo y vamos viendo un paso por todas las épocas vividas en la Tierra por el Hombre de Acero, desde los primeros días hasta los 90 y su paso por El Regreso del Caballero Oscuro e incluso Kingdom Come. Su deseo de justicia, el amor por su familia y su deseo de llegar a casa lo mantienen a tope para vencer al villano. Muy humana la historia.

action_comics1000_04Gran retrospectiva contada en varios relatos. Pequeñas y bonitas historias, algunas extrañas y otras curiosas y fáciles de contar a algún incauto que jamás haya leído nada de Superman. Ochenta años de cómics de superhéroe gracias a dos muchachos de Cleveland que hace ocho décadas soñaban que un hombre podía volar… (saltar de edificio en edificio, solo fue el principio). ¿Quién aseguraría que algún día estaríamos leyendo el Action Comics #1000? Un rápido repaso a diferentes manos, de las cosas que hacen que Superman sea Superman: el granjero de Kansas, el extranjero de otro planeta, el periodista, el buen hombre que intenta hacer lo correcto, el ser divino, el padre de familia… Todo eso y más.

¿El tiempo es relativo? 6

blog_ sevillaescribe - 20 December 2018 - 9:00am

El día 6 de enero es un día muy especial para todos los niños. Es complicado imaginar alguno durmiendo durante la noche entera. Hay unos que sienten la llamada de Morfeo y para evitar caer en sus brazos beben cinco o seis vasos de agua para despertarse en mitad de la noche y ver a los Reyes Magos. Otros con los ojos como platos recurren a contar ovejas para conciliar el sueño avisados por sus padres de que los niños que no duerman no recibirán la visita de sus majestades.
Normal 0 21 false false false ES X-NONE X-NONE /* Style Definitions */ table.MsoNormalTable {mso-style-name:"Tabla normal"; mso-tstyle-rowband-size:0; mso-tstyle-colband-size:0; mso-style-noshow:yes; mso-style-priority:99; mso-style-parent:""; mso-padding-alt:0cm 5.4pt 0cm 5.4pt; mso-para-margin-top:0cm; mso-para-margin-right:0cm; mso-para-margin-bottom:8.0pt; mso-para-margin-left:0cm; line-height:107%; mso-pagination:widow-orphan; font-size:11.0pt; font-family:"Calibri","sans-serif"; mso-ascii-font-family:Calibri; mso-ascii-theme-font:minor-latin; mso-hansi-font-family:Calibri; mso-hansi-theme-font:minor-latin; mso-fareast-language:EN-US;} Y después está Manolo que no es un niño esperando regalos pero como si lo fuera. Eran las tres de la madrugada y allí seguía él, tumbado con los ojos apretados obligándose a dormir, y no podía sino recordar cuando esperaba impaciente la llegada de los Reyes Magos. Ahora no eran las ansias de ver los regalos que le dejaban lo que le impedía dormir, era su inagotable imaginación la que lo mantenía despierto. Lo veía como a Emmet Brown de Regreso al futuro, Rubén dijo que era un poco flipado y ése personaje lo estaba. También pensó que quizás fuera como Indiana Jones pero él era arqueólogo y no físico por lo que esa imagen duró poco en su cabeza. Lo personificó en multitud de personalidades, Stephen Hawking, aunque ése duro poco ya que su instituto carecía de accesos para minusválidos, algo verdaderamente jodido si te rompes una pierna como le pasó a un compañero el año pasado. Siguió con Neil deGrasse Tyson, e incluso llegó a imaginarse a Isaac Asimov y a Newton. Se giró para ver la hora, las cinco y cuarto. Se desesperó pero al momento trató de relajarse al darse cuenta de que mientras más nervioso estuviera peor. Cerró los ojos, respiró profundamente y se puso a contar ovejas. La última oveja que contó fue la 1736.

Un pitido chirriante resonó en su oído derecho. Extendió la mano y con un movimiento torpe consiguió apagar el despertador. Con los ojos rojos se incorporó a duras penas. Miró como pudo el reloj que marcaba las ocho menos cuarto. Se vistió y bajó a la cocina. Pegada al frigorífico había una nota de su madre que decía: “la mejor ayuda no se pide, se necesita”. Su madre era así, siempre le dejaba una nota con una frase para animarlo o para hacerle pensar. Se la llevó. Tomó un croissant con un vaso de leche caliente, agarró su mochila y salió. Cerca de la puerta le esperaba Rubén, le entregó la nota con un guiño de ojo. Rubén se ruborizó con el simple hecho de saber que la madre se había acordado de él.
—Creo que pensó en ti al escribirla.
Avanzaron hasta el instituto sin hablar. Uno por la emoción de la nota, el otro por la falta de sueño. Al entrar, cada uno se fue a su aula. El reloj que siempre avanzaban lentamente, ese día se regocijaba ante Manolo fijando el minutero en un número e inmovilizándolo como si estuviera atado con cuerdas invisibles. La primera hora fue latín. Lengua muerta cuya profesora debería también de estarlo, dada su edad avanzada, y con una parsimonia letal se sucedía un verbo tras otro. Si sumamos profesora mayor que debería estar jubilada, más el insomnio de la noche anterior, más lo aburrido que le resultaba, se obtiene a un chaval que está a punto de graparse los párpados para evitar que el sueño entre en él. El timbre del cambio de clase lo sacó de esa especie de letargo que estaba viviendo. El dinosaurio, como llamaban a la profesora, inició su tranquila salida del aula. Ahora llegaba geografía. La pequeña y menuda señorita se sentó en la silla, abrió su libro y comenzó a impartir la clase. El agobio era notorio pero Manolo respiró profundamente un par de veces y abriendo los ojos hasta lo máximo posible consiguió sobrevivir esa hora que para él parecieron tres. La piojito, que no levantaba más de metro y medio del suelo, salió con sus andares tranquilos con el timbre de fondo. Era la única profesora que recogía antes de que sonara. Después llegó filosofía con Don Andrés, recién salido de la facultad y demasiado alelado. No sabía realmente si la parsimonia al hablar era producto de las drogas o de la edad. Apuntaba más a las drogas. Al terminar Platón llegó el recreo. Necesitaba respirar pero la mala suerte se cebó con él, estaba lloviendo. Durante esa media hora metido en el aula intentó hacer una lista con las preguntas que le haría al profesor. Solo concretó dos. ¿Usted ha viajado en el tiempo? ¿Cómo lo hizo? Era consciente de que el cansancio estaba haciendo mella en su mente. La siguiente clase fue inglés. Fue la más amena de todas. Gracias a las letras de las canciones de grupos como Muse, Iron Maiden, Queen, Radiohead o Skunk Anansie, dominaba con bastante habilidad el idioma de Shakespeare. Después le tocó el turno al francés. Siempre aprobaba esa asignatura sin estudiar demasiado, tenía una habilidad innata en los idiomas, en todas las lenguas vivas. Odiaba griego y latín. Aunque lo mejor de esa hora no era su facilidad al aprender idiomas sino la joven profesora que lo daba. Dada su constitución física le pegaba más dar geografía. La última hora era la peor, la temida historia hacía acto de presencia. Fueron sesenta minutos agotadores. En cuanto sonó la campana de final de día recogió sus cosas a toda carrera y salió en dirección al aula de Rubén. Solo un largo pasillo lo separaba de resolver sus dudas sobre los viajes temporales.

Leer más...

Reseña: Fuego y Sangre, de George R. R. Martin e ilustraciones de Doug Wheatley

blog_ Crónicas Literarias - 20 December 2018 - 1:05am

fuegoysangreCuando lees los primeros libros de Canción de Hielo y Fuego y empiezas a ser consciente de toda la mitología que George R.R. Martin parece tener guardada en la manga, la misma que empieza a mostrar con pinceladas, concretamente, a través de los diálogos de los más viejos de lugar; se hace difícil, muy difícil, no hacerse fan de los Targaryen. Especialmente, si eres seguidor de toda la vida de lo que concierne al tema dragón. Por otro lado y a estas alturas, donde ya es raro quien no conoce la historia (sobre todo, a través de la serie de TV), siguen quedando los ansiosos y desesperados por terminar de leer los libros. Esos mismos de los cuales un porcentaje muy alto consideran a George R.R. Martin la estafa del siglo, por negarse a terminar la saga de una vez. Y sigue publicando… Entonces, ¿cómo definir este Fuego y Sangre, un tomo ilustrado en tapa dura, una edición magnífica que acaba de publicar Plaza & Janés? ¿Un regalo indispensable? Cuál es la palabra que lo define: ¿Apéndices? ¿Deberes? En cualquier caso, estamos de vuelta al mundo que a muchos nos ha hecho soñar con un Señor de los Anillos de nuestro tiempo. Setecientas páginas de trasfondo, entonces que, ¿un Silmarillion? Veremos.

Un libro robusto, pero nada temible para un lector que ha transitado las tierras de Canción de Hielo y Fuego. Un primer volumen (de dos), que cubre la historia de todos los reyes Targaryen desde Aegon I, el Conquistador, hasta la regencia de Aegon III, el Veneno de Dragón, junto a sus esposas, guerras, hermanos, hijos, amigos, rivales, leyes, viajes y otros asuntos diversos. Para aquellos que no están al tanto de la historia de Poniente, la historia de la dinastía Targaryen donde pasaremos por Aegon I, Aenys, Maegor el Cruel, Jaehaerys I, el Conciliador, Viserys I, Aegon II (y Rhaenyra), y Aegon III, el Regente. Ah, y también hay dragones. Muchos dragones. Un “manuscrito” narrado por el archimaestre Gyldayn de la ciudadela de Antigua y transcrito por un tal George R. R. Martin.

Comienza con La Conquista de Aegon que va desde el momento en que Aegon Targaryen aterriza en Poniente hasta el nacimiento de Desembarco del Rey y el Trono de Hierro. Donde descubrimos (o no, depende de lo fanboy que seas ya lo sabrás) que Aegon hizo el trono con las espadas de sus enemigos durante la conquista. Conoceremos como nace la capital, su fortaleza o el retiro de Rocadragón. Incluso asistiremos al nacimiento de las grandes Casas y veremos como Aegon es quien regala Altojardín a los Tyrells o como los Starks se convierten en guardianes en lugar de reyes del norte. Una primera entrada muy a lo Martin, engancha bastante, muy digerible. Y detalles de otros libros explicados. Muchos detalles y trasfondo. La hermana mayor Velenya involucrándose en reuniones diplomáticas con poderosas mujeres de Poniente mientras que hombres distinguidos pierden el tiempo en fanfarronadas. ¿Una declaración del Maestre sobre el avanzado impacto de las mujeres en esta época? Diría que sí, y más considerando a Martin como creador de personajes femeninos completamente desarrollados, creíbles y gustosos de conocer. Piezas atractivas del libro, junto a temas interesantes de diplomacia o la rebelión contra los sistemas de nuevo Poniente al que los Targaryen ofrecen una singular libertad.

fuegoysangre01Sí que esperaba más detalle sobre el mundo valyrio anterior sobre los Targaryens antes de la conquista de Poniente. Valyria sigue siendo un lugar que me atrae conocer en profundidad pero poco explorada por Martin en Fuego y Sangre. La ciudad de los hechizos (¿una referencia a la Atlántida?), la tecnología y la maravilla es poco más que una nota a pie de página para la familia que profetizó su caída y sólo me queda preguntarme más sobre ella. Eso sí, encontraremos cosas que gustan bastante: reinos y familias en guerra en una nación donde los niveles de magia, invención o estructura política intentan no desaparecer más allá de un número diferente de reyes en diferentes ciudades. Dorne sigue siendo la parte más interesante e inexplorada de la isla, Valyria, Essos, partes por descubrir y tentadoras en este primer volumen donde los Targaryen brindan puentes a estos mundos para hacernos la boca agua.

Para todos aquellos fans que hemos estado al tanto entre libros, relatos y cómics, se hace indispensable este tomo. Y eso que nos toparemos con sucesos ya leídos anteriormente como la sección sobre los reinados de los hijos de Aegon, Aenys y Maegor, El Libro de las Espadas, material de los capítulos sobre la lucha por la sucesión después de Jaehaerys I y por supuesto, comentarios sobre la Danza de los Dragones después de Viserys I. Pero también cientos de páginas de material nuevo que nunca antes ha aparecido en ninguna forma, resumida o no resumida. Un libro al que ya se refieren en USA como el GRRMarillion. El enfoque visto desde la perspectiva Targaryen, desde la conquista de Aegon hasta la rebelión de Robert. Eso busca comprender los dos tochales.

Quiero enfatizar, de hecho, quiero gritar que Fuego y Sangre no es una novela. Aunque contenga bastante narrativa. Más bien lo catalogaría como una serie de cuentos populares de antaño en el mundo de Canción de Hielo y Fuego. Batallas, derramamiento de sangre, traiciones, amor, lujuria, horror, guerras religiosas, política, incesto, revisionismo histórico, todas las cosas divertidas, ¿no? Ah, y casi me olvido de una de las mejores partes. Ilustraciones. Aunque no es un enorme libro ilustrado de mesa camilla y café con arte en cada página, sí que tendremos más de setenta y cinco ilustraciones en blanco y negro del artista Doug Wheatley que amenizan la lectura.

Disfrutable, muy disfrutable, para un Targaryen como yo. ¿Y ese volumen dos? ¿Un par de años a esperar como mucho? Bueno, no me impaciento. Pero, ¿Gyldayn llegará a publicarlo? Es viejo, y yo también, y ambos tenemos otros proyectos que atender. Pero la espera está confirmada. Y firmados los encuentros. Con sellito de cera roja. Color sangre. Que nadie se olvide.

Reseña: Marvel Héroes. Los Nuevos Guerreros, de Eric Fein, Mark Bagley, Fabian Nicieza y David Michelinie

blog_ Crónicas Literarias - 19 December 2018 - 1:05am

nuevosguerrerosAllá en mi niñez tenía mérito el empezar una colección desde el número uno. Si no eras el chico de familia pudiente, claro, que en mi entorno estaban casi extintos… A lo que iba, tenía mérito por que en los kioscos (donde normalmente se compraban los cómics), solo se encontraban números alternos; y con suerte y amistad del kiosquero podrías seguir una colección unos cuantos números más. Os llevo a aquellos maravillosos años de dulce sufrimiento por que recuerdo bastante bien que la serie de Los Nuevos Guerreros fue la primera que conseguí mantener desde el #1 hasta el #30, aproximadamente. Gustándome, recurriendo a ella cada mes religiosamente y encontrando que el tesorito estaba donde marcaba la X en el mapa de mi barrio. Por eso recuerdo Los Nuevos Guerreros con una sonrisa, lugares donde los leía, un cómic lleno de aventuras con el que disfrutaba…, pero no recuerdo como desaparecieron de mi vida. Entre nuevosguerreros01años de instituto, amigos nuevos y chicas guapas, entrar y salir, fútbol; esa colección salió de mi vida. Los que vivisteis algo parecido, sabéis que las madres tiene mucha culpa de las cosas que desaparecen para no volver. Jeje, pero lo que ellas (algunas) no saben es que el Universo se expande y se contrae. Que lo que se aleja, vuelve. Y que quizás (solo quizás) ya no vivas con tus padres cuando unos cómics tan maravillosos vuelven a estar disponibles.

Panini Cómics nos vuelve a dar una alegría más con la publicación del primer Marvel Héroes: Nuevos Guerreros. El nacimiento de un grupo de superhéroes jóvenes que Marvel decidió unir dado su carisma y su poco hueco en otras colecciones. ¡The New Warriors! La llegada de los 90. Innovar. Que mejor idear que un inicio con sabor clásico provocado por talentos del momento como fueron los autores Fabian Nicieza y Mark Bagley. Un regalo de más de quinientas páginas que contiene los trece primeros números, más el primer Annual del grupo, además de The New Mutants Annual #7, The Uncanny X-Men Annual #15 y X-Factor Annual #6 nuevosguerreros05USA. Una serie con una máxima: jóvenes héroes que intentan labrarse un futuro, con un posible objetivo, llegar algún día a entrar en Los Vengadores. Una ambiciosa serie que a muchos nos enamoró con esa idea, sus edades, ese deseo común. Un grupo de chicos con el anhelo de ser tomados en serio. Y así nos encontramos con una serie de personajes secundarios (o casi de reparto) en otras series como lo eran Estrella de Fuego, Marvel Boy, Namorita, Kid Nova y Speedball y poco después, Night Thrasher. Unos inadaptados, un casi reflejo de muchos de nosotros en aquellos años. Pero vais a ver que todos y cada uno tienen motivos para luchar y que el nuevo proyecto salga adelante.

Marvel Boy adora ser un Vengador más que nada, idolatra al Capitán América, un héroe de corazón puro, incluso después de haber sido condenado a prisión. Kid Nova, se encuentra en un lugar extraño en la apertura de la serie: está en la Tierra después de la caída de los Nova Corps, sin poderes y trabajando en un restaurante de comida rápida. Ahora acaba de recuperar sus poderes. Mi amada Estrella de Fuego es una mutante, pero bien adaptada. Es una chica normal que quiere hacer el bien y será uno de los líderes del nuevo grupo. Namorita (primer clon de Namor), aunque en apariencia no es mucho mayor que los demás, entiende el mundo mejor que ninguno y ha desarrollado una visión sabia de sus nuevosguerreros02largos años vividos. Aun así, Namorita es valiente en batalla pero tiene un lado juguetón, divertido y tierno que enamora. Night Thrasher (Destructor Nocturno) es el fundador y líder principal de Los Nuevos Guerreros. Una especie de Batman adolescente se llegó a decir, ya que Dwayne Taylor es muy rico, no acepta bromas y le impulsa la muerte de sus padres. La verdad es que tiene mucho del murciélago, excepto que desea tener un grupo de amigos como familia. Speedball es el comodín, el payasete, aunque en la vida real está pasando por el divorcio de sus padres. Sin embargo, nada le atosiga, es un chico que cuando está con sus amigos, se olvida de todo. Más tarde, como en muchos grupos de superhéroes hay quien sale y quien entra, pero estos son los principales con los que me encontré.

The New Warriors fueron un buen contrapunto a Los Vengadores. La primera aparición fue un cameo en 1989 en el #411 de The Mighty Thor. Debido a su éxito, en el número siguiente volvieron a escena. Y es hora de que lo diga: siempre me encantaron Los Nuevos Guerreros y el no tenerlos era una espinita clavada en mi cómicteca actual. No sé si fue por el momento en que me llegaron, cómo me encontré nuevosguerreros04con aquel reluciente número #1 cuando acababa de cambiar de ciudad y de escuela o quizás pudiera ser que yo no era uno de esos agraciados que disfrutaban de los famosos Teen Titans, de Marv Wolfman, tan famosos por entonces. Cómic de adolescentes, cuando lo eres, es clave. Pero, ¿y ahora? Mi corazón sigue siendo joven y mi gusto también, pero es que ademas The New Warriors son personajes desarrollados de tal manera que un adulto podría relacionarse bien con ellos. Jóvenes que no se abruman a la hora de reaccionar. Un plan, vivir una buena vida, estudios, la familia, la lucha contra el crimen; ¿qué de todo esto desaparece con la edad?

Los 30 libros más destacados de 2019 según "Literatura Fantástica"

blog_ Noticias CF - 18 December 2018 - 9:50pm
Siguiendo una tradición navideña que se remonta quince años atrás, aquí están los 30 Libros Más Destacados de 2018 publicados originalmente en español, según el portal Literatura Fantástica¡Felices lecturas y prósperos libros nuevos! http://literfan.cyberdark.net/Recursos/RecomendadosLibros.htm?fbclid=IwAR05d5r6OgFAXIrWQiBiZUD1B7_1JPHV6bCuyHvtrYw0zrWeYr5m0qGowV8
Portal Literatura Fantástica

Ya está disponible SuperSonic 12

blog_ Noticias CF - 18 December 2018 - 9:38pm
Ya está disponible SuperSonic #12 a través de Lektu.https://lektu.com/l/supersonic-magazine/supersonic-12/10376Con relatos de María Angulo Ardoy, Pep Burillo, Pepe Carabel, Coral Carracedo, Covadonga González-Pola, Víctor Guisado, Fran P. Holland, Albert Kadmon, David Luna Lorenzo, Javier Miró, Nieves Mories, Juan Pascual, Vina Jie-Min Prasad, Blanca Rodríguez, Juan Manuel Santiago, Lavie Tidhar, Giny Valrís y Juan Ramón VázquezEntrevista a Ana LlurbaArtículos de Mariana Rodríguez Jurado, Cristina Jurado y Ana Tapia que, además, propone su poesía.Las secciones habituales de Esteban Bentancour, Miquel Codony, Elías Combarro, María Leticia Lara Palomino, Noemí Risco, Armando Saldaña, Mariano Villarreal y Xavi (Dreams of Elvex)Las traducciones de Marcheto y Alexander PáezLa portada de Juan Alberto HernándezLa corrección de Maielis GonzálezLa maquetación de Pilar Caballero 3 personas

Especial Navidad 2018

blog_Mar de tinta - 18 December 2018 - 3:24pm
Como cada año, en El Mar de Tinta tenemos el placer de recomendarles ocho títulos para regalar, aptos para todo tipo de lectores. ¡Por unas dichosas Navidades llenas de libros!   El conde de Montecristo Alexandre Dumas Penguin Clásicos  En   este   Especial   Navidad   no   podía   faltar   nuestra   recomendación   para gourmets. “El conde de Montecristo”, la novela de venganza […]

El test de Rorschach-Perring - Paciente 06: Ángel Vela

blog_ sevillaescribe - 18 December 2018 - 9:00am


Después de un largo periodo de ausencia, y por aclamación impopular, el test de Rorschach-Perring vuelve con otras diez instantáneas tomadas a lo que se esconde tras los ojos, en esta ocasión, de Ángel Vela. Nos hallamos ante un caso atípico, más grave de lo que parece, menos de lo que algunos imaginan; preparen los calmantes y acomódense para leer lo que sigue…


Dice que nació en Sevilla, en el glorioso año de 1976, y según se puede deducir por sus evasivas, estudió sin mucho entusiasmo en colegios e institutos de cuyo nombre no quiere acordarse. En cuanto pudo se inició en su gran pasión, la vida, y para costearse el disfrute cambió los estudios por los negocios familiares. Por su debilidad de carácter, pronto se hizo adicto a todo tipo de arte, se convirtió en un poliartiscómano de libro, e intentó montárselo como camello de música, después cine, y por último lo que más cuadraba con su esencia, la literatura.
Tras muchos ratos de lectura desenfrenada y escritura solitaria y desbordada, se lanzó a la red para buscar otros con quien compartir ilusiones, despilfarrando carisma aquí y allá hasta que pronto tuvo una copiosa lista de contactos de la que echar mano. Todo esto desembocó en el nacimiento del colectivo literario Sevilla Escribe, del que fue piedra angular y con el que finalmente se lanzó al mundo de la escritura como verdadero protagonista: asaltando concursos y antologías, surtiendo de contenido a ezines, fanzines, revistas y webs, y participando en todo aquel evento literario que se le puso a mano.
Una vez todo aquello se consiguió, sólo le quedaba dar el paso y terminar una de las novelas en las que desde hacía tanto llevaba trabajando durante los pocos ratos libres que le dejaba el resto de su intensa actividad literaria. Y ahora por fin, tras el derroche de esfuerzo, Ángel Vela llega al primer gran hito de su senda con la publicación de “Donde el perdón no llega” (Cazador de Ratas Editorial 2018), novela con la que espera disfrutar revolviendo las tripas de todo incauto que se atreva a calar sus páginas, así nos ha salido el muchacho.



Según dicen, un tal Murphy es el culpable de que la tostada se caiga por donde no debe, te des el porrazo donde ya te habías dado otro, y todas esas perrerías que pasan y que fastidian tanto. Si pudieras anular esa ley, ¿lo harías o no? ¿Por qué?
Lo primero que se me viene a la cabeza es pensar que no sería la primera ley que anularía. Si anularla implicara que no pasaría, sí, si solo quedara en que sería lo más lógico que pudiera pasar, no. Así, si pasa, jode menos, y si no pasa, uno se siente hasta afortunado (siempre y cuando la tostada no caiga en la calle y te la picoteen las palomas).


Te has convertido en el mayor experto en ordenadores personales de la humanidad, tu fama llega a tal punto que el mismísimo Dios recurre a tus servicios. Ya metido en faena, descubres en su computadora un archivo llamado “Historia” y das con la forma de retocarlo; muy poco, eso sí, sólo tienes la posibilidad de borrar cinco horas (separadas) de la historia de la humanidad. ¿Cuáles?
Supongo que gastaría las cinco en evitar la hora en la que los padres engendraron a alguno de los grandes dictadores/asesinos de la historia, aunque si de algo esta sobrado el mundo es de cabrones y supongo que algún otro habría ocupado su lugar. Serían muchas, pero estas son las cinco primeras que se me vinieron a la cabeza:
La hora en la que se pensó en quemar o en la que se quemó la biblioteca de Alejandría.
La hora en la que se pensó a quienes reunir para construir la bomba atómica, o cómo hacerlo.
La hora en la que se pusieron de acuerdo para crear la Santa Inquisición.
La hora en la que alguien llegó a la conclusión de que la esclavitud era algo rentable.
La hora en la que mi madre conoció a mi padre en casa de una vecina en la que se quedó para ver la tele (a Raphael, si la memoria no me falla).


Hemos sido invadidos por extraterrestres, chaval, y de los chungos. Ya lo dijo Stephen Hawking “Si vienen, va a ser para putear…”, y resulta que estos deciden coger a todos los humanos y congelarlos en un momento ridículo de sus vidas. Elige ese momento ridículo de tu vida y di por qué. (Conste que han sido los extraterrestres, no yo)
Esta si es fácil, aunque solo fue ridícula para mí y en ese momento solo lo supo un colega que venía conmigo (y ahora el resto del mundo). Un verano en el que fui a un concierto de jazz en el río, con gastroenteritis y pantalón corto (igual deberíais dejar de leer aquí). Me fui un poco aparte pensando que eran gases, pero no lo eran… Corrí como nunca antes, pero no fui lo bastante rápido y cuando llegué a aquella letrina sin papel solo dejé allí la mitad. Me limpié con los slip como pude y un poco en la paredes, cuando este no dio más de sí, y con la sudadera amarrada a la cintura, porque había calado en el pantalón, salí con ganas de volver a casa. Como a mi colega no le convencían mis excusas, le tuve que confesar que me había cagado encima y me acompaño después de descojonarse un rato.
No fue fácil salir de allí con el resto de colegas diciéndome que no me fuera, ni evitar darle la mano a todo el que me quería saludar; y cuando alguien aludía a que olía a mierda aseguraba que alguien la habría pisado con mi mejor cara de póquer. Cuando conseguimos salir cogimos un taxi y abrimos las ventanillas. Recuerdo que al taxista le faltó derrapar en las curvas. Al llegar pagué y enfilé para mi casa. Mi colega se quedó un poco atrás y me llamó al ver que el taxista paraba más adelante. Así fue cómo vimos que el hombre se bajó, fue a la parte de atrás, tocó el asiento y, después de olerse la mano, empezó a gritar cosas horribles de mi madre.
Si eres taxista y hace unos veinticinco años o así se montaron dos “jevilones” en tu coche y uno de ellos te dejó regalito fui yo te pido disculpas.


Mueres, pero en esta ocasión es en esa misma realidad en la que eras el mayor experto en ordenadores, y Dios, que te está muy agradecido porque “el internete le va que lo flipa”, decide hacerte Santo Patrón. Di de qué colectivo eliges serlo y por qué.
De esto lo que tengo claro es el nombre, porque ya me dieron santo colegas interneteros. Sería San seminuevo de Sevilla, y lo primero que se me viene a la cabeza es ser patrón de los torpes perseverantes.


La asociación internacional de dichos va a celebrar su CDXXVII Congreso y decide representar uno de ellos en la realidad, así que te mandan a ti al polo con un frigorífico y te conciertan una entrevista con un posible comprador: el señor Nanuk, un esquimal de mediana edad que, de partida, no parece estar muy convencido del asunto. ¿Cómo le entras? Máximo cien palabras.
Me sobran con la mitad justas.
Buenas, caballero. Tengo lo que necesita. Miré que maravilla. Sé que me va a decir que las cosas se conservan, pero dentro estarán a la temperatura que elija, no tendrá que descongelar y estará ordenado y limpio. Además, al tener puerta, evita que los olores atraigan animales salvajes al iglú.


Cierto día, una chocolatina caducada que te comes hace reacción y, además de una cagalera terrible, te da la capacidad de predecir el futuro (más o menos, porque el “zurreteo” que acompaña ineludiblemente al don no te deja concentrarte bien). ¿Qué haces? ¿Te vas a alguna universidad o centro de investigación para que te estudien? ¿Se lo cuentas a Quique Jiménez? ¿Montas un consultorio al más puro estilo Rappel o Aramís fuster? ¿Por qué?
De todas las opciones que me planteas creo que la de consultorio es la menos mala, además podría llevarlo a medias con mi mujer, que tiene un alter ego que echa las cartas (Rosita de Jericó). Igual entre los dos conseguíamos adivinar los números de la lotería, que ella se esfuerza mucho con eso y algo le sale, pero siempre le baila algún número.


Es noche cerrada, en la radio decían que no era buena madrugada para salir pero tú te has pasado la recomendación por el forro. Por chulo, un ser sobrenatural te va a morder y te va a contagiar lo suyo. Elige si prefieres que sea un vampiro, un hombre lobo, un zombi (o contagiado), la Bruja Lola o Sandro Rey, y explica por qué (sobre todo si has elegido a la Bruja Lola o a Sandro Rey).
Está claro que un vampiro, de entrada por el glamour y la vida eterna, y si no fuera el caso, porque sería el único que no da pelín de grima o asquillo.


De los siete pecados capitales, ¿cuál es tu favorito, con cuál te gusta más regodearte… aunque sea en soledad?
Obviamente la lujuria (nunca tuve problemas de confesar que era un maestro del onanismo zen, que viene a ser como el normal, pero levitando, muy serio y con los ojillos cerrados), aunque al perder el interés por el sexo solitario me tengo que conformar con la gula.


Descubres con estupor que uno de tus personajes, que no lo pasó nada bien en la historia para la que lo creaste, se ha salido del texto y te está buscando para ajustar cuentas. Por lo que escribiste de él, está loco y es peligroso. ¿Qué haces? ¿Llamas a la policía? ¿Qué les cuentas?
Por el primero que se me viene a la cabeza y el que supongo que sería el más peligroso (Hediberto Rojas, de Donde el perdón no llega). Quiero pensar que de poco serviría llamar a la policía hasta que no estuviera en la puerta de mi casa machete en mano. Ya después, si consiguen reducirlo, habría tiempo para explicaciones. Lo más sensato sería hacer la maletas e irme lejos (siendo pobre como una rata no podría seguirme), o arriesgarme gastando todos mis ahorros en una escolta armada y seguramente me aficionaría a rezar.


El módulo de inteligencia artificial Maxitrón 7.0 está a punto de ser conectado. Para completar su programación, se le van a introducir 100 novelas que (filtradas por una serie de algoritmos) tomará como referencia a la hora de decidir y actuar. Convence al equipo de programadores para que “Donde el perdón no llega” sea una de esas novelas. Tienes cien palabras como límite.

Es una novela de personajes muy humanos arrastrados por las circunstancias en la que se nota el mimo y el trabajo del autor y del ejército de profesionales que tuvo detrás. Destaca por su originalidad, su frescura, por la hibridación de géneros, por su falta de censura, por su humor y por romper con reglas establecidas al escribir. También tiene a su favor que podría servir como ejemplo de lo que no se debería hacer, sobre todo cuando nos dejamos arrastrar por emociones o sentimientos. Además tiene mucho bueno de la literatura clásica y la actual, y una portada flipante. 


También puedes leer éste y todos los demás Test de Rorschach-Perring en La consulta del doctor Perring.
Leer más...

Un encantamiento de cuervos

blog_Mar de tinta - 17 December 2018 - 9:30am
Isobel, a pesar de su juventud, es una artista de prestigio dentro de la comunidad élfica, que aprecia enormemente sus trabajos pictóricos. Sus retratos son la manera perfecta de contentar a los elfos, arrogantes y narcisistas, que necesitan objetos que reflejen sus dones antinaturales, teniendo en cuenta su incapacidad de crear cualquier cosa que pueda […]