Distribuir contenido Blogs Sediciosos - Autores

Presentación en Librería Término de "Donde el perdón no llega"

blog_ sevillaescribe - 22 January 2019 - 9:00am
El jueves 24 de enero a las 20:30 Ángel Vela estará presentando su novela "Donde el perdón no llega en la Librería Término de Alcalá de Guadaíra C/ Pescadería, 2. ¿Qué tienen en común un violento exconvicto que sobrevive en Jalisco haciendo lo único que se le da bien y una viuda que vio asesinar a sus hermanas y que lucha a diario por alimentar y proteger a sus  hijas en un entorno tan hostil y cargado de peligros que llegar vivo al final del día se podría considerar un triunfo?¿Y estos con un joven neuropsiquiatra que abandona una carrera meteórica en los Estados Unidos para regentar el ala de psiquiatría de un modesto hospital de Morelos?¿Qué historia se esconde detrás del alebrije que el joven lleva a todas partes?¿Hasta dónde estaría dispuesta a llegar una madre por proteger a sus hijas o vengarlas?Se toma un entorno rural y otro psiquiátrico. Se maceran con una porción generosa de drogas, litros de alcohol, unas gotas de veneno y un buen chorreón de lágrimas, sangre y vómito. Se añaden asesinatos brutales, vejaciones, suicidios, pesadillas recurrentes, trastornos mentales, tortura física y psicológica y una pizca de traumas.
Se cuece a fuego lento hasta que esté dorado y solo entonces se incorporan los machetes y las armas de fuego, y se salpimenta con mentiras, miseria y traición.Se sirve con una salsa de humor negro y una guarnición de anécdotas deportivas, animales exóticos y artesanía de la tierra, y la historia ya está lista para ser degustada hasta apurar el plato.Ángel Vela combina en su puchero macabro dos historias que se entremezclan para formar una novela oscura y malsana en la que no todo es lo que parece. Una espiral de sufrimiento que consumirá hasta destruir a cuantos caigan en ella. Personajes esclavos de sus instintos, de sus pasiones y miedos, o incluso de su pasado o su futuro. La venganza hace que todo se hermane para descubrir que esta anida donde el perdón no llega.ÁNGEL VELA RODRÍGUEZ  (Sevilla, 1976). Gracias a los cuentos que le narraba su madre se sintió atraído por la literatura incluso antes de saber leer. Desde ese momento, junto con el cine, se convirtió en su mayor fuente de ocio. Además, es un friki de pro y un gran fan y cocinero de tortillas de patata con cebolla.Pertenece al colectivo literario Sevilla Escribe. Ha publicado relatos, reseñas, artículos y columnas de opinión en revistas, e-zines y páginas web. Además de ganar algunos concursos de género epistolar y de relatos, y participar como jurado en otros tantos, ha publicado en antologías colectivas. En la actualidad colabora activamente en la revista La Cabina de Nemo y trabaja en una novela con tintes de terror paranormal ambientada en el Japón feudal. Donde el perdón no llega, una historia de costumbrismo sucio, ambientada en México, es su primera novela publicada por Cazadores de ratas.Sus obras suelen mostrar elementos de terror, fantasía oscura, realismo sucio y humor negro.

EventoLeer más...

Literariamente jóvenes. Encuentro de literatura en Alcalá de Guadaíra

blog_ sevillaescribe - 20 January 2019 - 8:19am

"Literariamente Jóvenes: Encuentro sobre literatura juvenil y fantástica" que tendrá lugar el 25 y 26 de enero de 2019 en la Biblioteca Alcalá de Guadaíra (Ayuntamiento Alcalá de Guadaíra), ubicada en Plaza del Perejil.
ProgramaciónInscripciónAutores invitadosPresentación
Enlace al evento


Leer más...

¿El tiempo es relativo? 12

blog_ sevillaescribe - 18 January 2019 - 9:00am

El trastero era de nuevo un dormitorio pero en esta ocasión estaba decorado de manera ostentosa. Dos paredes contiguas estaban pintadas de color rosa y las otras dos de color rojo. Manolo recordó cuando de pequeño escribía cartas de amor en San Valentín a sus compañeras de clase y lo que todas las niñas le decían: “rosa con rojo no pega, es de hortera”. Dos mesitas de noche con una lámpara en forma de flamenco y una bombilla naranja en cada una custodiaban una cama redonda con una colcha de corazones rojos y blancos. La lámpara de cristales del techo y el armario rosa hacían el conjunto más esperpéntico, si se podía.

—Manolo no tengo muy claro donde estamos ¿y tú?
—No lo sé pero desde luego la casa de éste no es —respondió señalando a Rubén 2.0 sin siquiera mirarlo.
La puerta del sótano se abrió y Rubén de un salto se volvió a esconder tras la cama. Manolo lo observó y con un gesto de la mano le indicó que saliera de su escondite, no merecía la pena esconderse otra vez, debían afrontar juntos lo que ese nuevo mundo les deparaba. Y bajando la escalera se veía a Manolo con un chal de plumas morado, una camiseta rosa, unos leggins rojos y unas manoletinas rosas.

—Lo que me faltaba —dijo Manolo.
—¿Quién anda ahí? Tengo el número de la policía marcado en el móvil, solo tengo que llamar y un coche patrulla estará aquí en —se interrumpió al verse abajo con dos Rubén al lado—. ¿Pero esto qué es, una broma?
—Yo paso de explicarle a ése nada —dijo Rubén 2.0 mientras su igual se reía a carcajadas.
—No esperaba menos. Volvámonos y cerremos el portal.
Manolo se giró en dirección a su trastero pero una idea le hizo pararse en seco. Echó una ojeada a su doble y después otra a Rubén 2.0, podría salir bien.
—Rubén ve delante. —Le guiñó un ojo—. Yo tengo que hablar una cosa con ellos.
—Escúchame Rubén 2.0 necesito que busques una piedra azul en esa mesita de noche de ahí. —Señaló en dirección al lado izquierdo de la cama—. Yo iré en busca de la otra que tengo en la máquina, creo que así podremos ir a tu mundo.
—¿Seguro?
—Soy un físico muy famoso en mi mundo —mintió—. ¿Si no cómo crees que habría construido esa máquina? Confía en mí.
—De acuerdo.
Se giró en dirección a la mesita de noche indicada por Manolo. Los dos ignoraron la cara de estupefacción del otro Manolo que con el teléfono móvil en la mano no daba crédito a lo que veía.
—¿Y yo qué hago?
—Tú te quedas ahí tranquilo y cierras los ojos. Es un mal sueño.
Manolo cruzó el portal y salió corriendo en dirección a la rueda de potencia, la puso al mínimo pero en esta ocasión no se atrevió a coger la piedra. Rubén lo observaba y no daba crédito.
—¿Los vas a dejar encerrados?
—Sí y reza para que se cierre rápido.
—Pero quita la piedra.
—No, creo que la piedra es la clave para abrir un portal y no otro. No la muevas.
El portal seguía allí. No encogía ni desaparecía. De repente apareció una figura. Era Rubén 2.0 y su cara lo decía todo, se había dado cuenta de lo que tramaba Manolo.
—Me ibas a dejar allí con el mono de feria ése, ¡serás!
Manolo lo agarró por los brazos y forcejeó un poco. Con una mirada le pidió ayuda a Rubén. Entre los dos lo cogieron en volandas y lo lanzaron al portal pero chocaron de frente con el otro Manolo que intentaba entrar. Salieron trastabillados hacia la máquina y cayeron sobre ella. El otro Manolo salió corriendo en su dirección y el portal se cerró tras él.

—¿Estáis bien?
—¡La máquina! —gritó Manolo—. Ayudadme por Dios, tenemos que arreglarla.
Observándola silenciosamente no encontró nada raro ni fuera de lugar, solo que la piedra había caído al suelo. Volvió a insertarla con mucho cuidado. El poco tiempo que había tenido para asimilar todo lo vivido también le había servido para observar que dependiendo de la postura en la que colocara la piedra iba a un universo distinto. Solo había un problema, que no sabía si estaba colocándola igual que antes o no.
—¿Capullito? —El otro Manolo miraba a Rubén—. Soy yo, tu pimpollo.
—Perdona pero no te conozco y desde luego no soy tu capullito.
—Ya me lo dijo el rubio. Venís de este mundo. Pensé que a lo mejor era una broma tuya mi amor.
—Ufff. —Tardó unos segundos en echar el aire que tenía en los pulmones—. Joder, que miedo da tu universo. Manolo, tú y yo pareja ¿Te imaginas?
Manolo miraba pensativo la piedra incrustada en la máquina. Por más que entornaba los ojos no conseguía ver si estaba igual que antes. Su intuición le decía que no.
—El otro día al salir de clase me dijiste pimpollo y nunca antes me lo habías dicho.
—¿Yo? —dijo extrañado—. Nunca te he llamado así.
—¿Tendrá algo qué ver?
—Te estoy diciendo que nunca te he llamado pimpollo, hostia.
—Lo que tú digas. Pero te gusta mi madre y hay un universo en el que se muere mi padre y te vas con ella. Y me llamaste pimpollo y ahora éste me lo llama también. Es muy raro.
Un nuevo portal se abrió justo delante de la escalera.
—Este portal es distinto —añadió.Leer más...

¿El tiempo es relativo? 11

blog_ sevillaescribe - 15 January 2019 - 9:00am

El torrente de sensaciones y sentimientos que acompañó a Mariano durante el instante que atravesaba el portal se convirtió en mera desidia al comprobar que no había atravesado ningún túnel ni nada por el estilo, simple y llanamente entrar por el portal era como cruzar cualquier puerta de su casa. Lo que si llamó su atención fue que había aparecido en el mismo sótano que había abandonado pero con el mobiliario de su dormitorio. Estaba todo exactamente igual, el mismo póster en la misma pared, los mismos libros en la misma repisa en el mismo sitio. Todo igual. Ante tal cúmulo de información no se percató de la presencia de su amigo tirado en el suelo tras su empujón.

—¡Estás loco Manolo! ¡Podrías haberme matado, subnormal!
—Tranquilo —comentó embelesado en todo lo que le rodeaba—. Es increíble. Esto tiene que ser broma. Una de esas cámaras ocultas que a la gente divierte tanto. Eso o que realmente lo que me dio don Aurelio fue peyote y estoy flipando.
—Ahora que lo dices ¿no es está tu habitación?
—Sí.
—¿Y no es este tu trastero?
—Sí.
Rubén se quedó en silencio observando todo a su alrededor, después echó una ojeada a su amigo. En verdad lo estaba flipando. Una duda le asaltó y no pudo reprimir el instinto más básico de todo hombre. Le dio una colleja a Manolo.
—¿Pero qué haces? —preguntó un dolorido Manolo.
—Resolver una duda y un asunto pendiente que tenía. La duda es que al dolerte no se trata de un sueño así que no hemos sufrido ningún accidente y por ende no estamos en coma ni nada parecido. El asunto pendiente es que te debía una después de empujarme a un portal sin saber lo que hay al otro lado. Ya estamos en paz aunque aún hay algo que no veo claro ¿hemos viajado en el tiempo?
—Ni idea.
El ruido de la puerta del sótano interrumpió la charla. Rubén que era más ágil y tenía la cama cerca se tiró a esconderse tras ella. Manolo se quedó inmóvil mirando a la parte superior de la escalera. Rubén le hacía señas para que se uniera a él. Su amigo no reaccionaba.
—¿Manolo eres tú?
Veía la figura bajando por la escalera y no daba crédito a lo que sus ojos le mostraban. Parpadeó un par de veces. Miró a su izquierda donde su amigo estaba escondido tras la cama con los ojos entrecerrados y tapándose la boca. Otra mirada a la escalera donde la figura estaba ya a medio camino. No podía ser. No podía ser Rubén.
—¿Manolo eres idiota o qué? Te estoy hablando.
Trataba de organizar su mente sin volverse loco pero lo que estaba viendo superaba con creces los niveles de raciocinio de una persona normal. Rubén con una bata de seda roja había bajado las escaleras del sótano. Y si lo de la bata era poco para colmo era rubio.
—¿Quién eres? —preguntó.
—Pues quien voy a ser pedazo de idiota. Soy Rubén ¿Y qué carajo te has hecho en el pelo que lo tienes moreno? ¿Y esta puerta qué es?
—Siempre he sido moreno y esa puerta mientras no la toques irá todo bien.
—¿Qué no la toque? —dijo incrédulo—. ¿Pero quién te crees que eres para darme órdenes?
—Tu mejor amigo ¿no?
—Desde que murió tu padre hace un año no. Ahora soy tu padrastro.
Manolo se quedó blanco. En el futuro su padre moría y su mejor amigo se quedaba con su madre. Este comentario hizo salir a Rubén como un resorte de su escondite. Y allí vio delante a su viva imagen rubia y en bata de seda roja.
—Soy yo.
—No, tú eres yo.
—Somos iguales menos en el pelo —dijo boquiabierto.
—¡Rubén! —Gritar su nombre hizo que los dos lo mirasen—. Un momento, Rubén eres tú y Rubén 2.0 tú —dijo señalándolos.
—No lo entiendo ¿Esto qué coño es? —dijo el otro Rubén agarrando la barandilla de la escalera para no caer tras el shock inicial.
—Verás, hemos venido del pasado, del año 2019 para ver cómo sería el futuro pero si como bien dices. —Tragó saliva—. Mi padre ha muerto no me interesa nada más, solo dime como murió. Lo arreglaré.
—Déjate de sandeces —dijo todavía un poco mareado—. Estamos en el año 2019.
—No puede ser ¿Qué día es hoy?
—¿Qué día va a ser? Uno de noviembre.
Rubén y Manolo se miraron. No habían viajado al futuro. Era la misma fecha.
—¿Me estás diciendo que aquí, en este universo por decirlo de alguna manera, estoy con la madre de éste? —dijo señalando a Manolo.
—Sí —respondió.
—Esto es el colmo. Mi padre está muerto y a ti te preocupa que aquí eres el noviete de mi madre. Vámonos. Vamos a solucionar esto como sea.
Manolo se dirigió al portal, echó una mirada encolerizada a Rubén y éste lo siguió. Con un simple hasta luego se despidió de su doble rubio e inició la marcha hacia el portal. Ambos cruzaron con caras largas. Manolo se dirigió a la rueda que daba potencia al mecanismo y la giró hasta apagarlo. Pero la piedra siguió brillando y el portal no se cerraba.
—¿Pero qué demonios pasa aquí? —preguntó Rubén exaltado.
—Ni idea. Debería haberse cerrado al manipular la rueda. Se habrá quedado algo de energía residual en los circuitos. Esperemos que se cierre pronto.
—¿Y si quitamos la piedra?
—Buena idea, voy.

Manolo se dirigió al centro de aquella máquina con cautela. No quería romper nada ni tampoco hacerse daño cogiendo la dichosa piedra.
—¿Pero esto qué es? —dijo Rubén 2.0 asomando su cabeza por el portal.
—¡Corre Manolo, quítala que éste se nos cuela! —gritó Rubén.
Manolo agarró con fuerza la piedra y la separó de la máquina pero el portal no se cerró. Rubén 2.0 observaba todo a su alrededor tras traspasar completamente el portal. Al instante se cerró tras él.
—No me lo puedo creer ¿Tu padre no le ha hecho un vestidor a tu madre en tu cuarto? Será idiota. Por esa mujer hay que hacer lo que sea aunque ella no te lo pida.
—¡Rápido, pon la piedra otra vez! —gritó Rubén.
Manolo la volvió a colocar y de una zancada agarró la rueda y le dio potencia al máximo. Un portal se abrió tras el escritorio. A ambos les extraño que fuese en otro lugar distinto al anterior pero no había tiempo para pensar en una minucia como esa. Agarraron a Rubén 2.0 por ambos brazos y se introdujeron con él a través del portal.
—¿Pero esto qué cojones es ahora? —preguntó Manolo indignado.

Leer más...

Enter future here

blog_ El Blog de Fran Ontanaya - 28 December 2015 - 7:28pm
Q. Do you ever end up reading/thinking about stuff like the heat death of the universe or Earth being destroyed by red giant Sun and causing you to have an existential crisis? I somehow manage to do this to myself a few times a year. Fran Ontanaya: No. Hypothesis about the future five billion years […]

List of transhumanist websites

blog_ El Blog de Fran Ontanaya - 13 October 2015 - 6:20pm
Taken from here with CC By-SA license: Transhumanism Websites ACN Newswire (en.acnnewswire.com) Adam Ford (youtube.com/user/TheRationalFuture) ASU Transhumanism (transhumanism.asu.edu) Ben Goertzel (wp.goertzel.org) Big Think (bigthink.com) BlogKinnetic (blogkinnetic.blogspot.com.tr) CARTA (carta.anthropogeny.org) Diginomics (diginomics.com) Do The Math (physics.ucsd.edu/do-the-math) Eliezer S. Yudkowsky (yudkowsky.net) Extropy Institute (extropy.org) Fernando Pizarro (fernandopizarro.com) Fusion (fusion.net) The Future Of Human Evolution (futurehumanevolution.com) Futureseek Link Digest (futureseek.wordpress.com) H+ Magainze (hplusmagazine.com) The Hedonistic Imperative (hedweb.com) Humanity+ (humanityplus.org) Institute For Ethics And Emerging Technologies (ieet.org) Institute For […]

Posting multipart content with PHP and cURL

blog_ El Blog de Fran Ontanaya - 4 October 2015 - 8:00am
Recently we had a situation in which a user needed by the end of the day to have their PHP platform submit files directly to a form with login tokens, so I supplied him with a snippet to do so. The backend (Django) is developed by our engineers and I had no prior knowledge of […]

20º Alex

blog_ Los amigos de Peter Pan - 11 December 2008 - 2:22am
Alex era completamente ateo. Esa era una de las pocas cosas de las que estaba seguro al cien por cien. Sin embargo, cada noche a la vuelta del trabajo rezaba insistentemente para encontrar un hueco donde dejar el maldito coche. No le avergonzaba reconocerlo. Si para aparcar tenía que hacerse católico no había problema, siempre [...]

19º Alex

blog_ Los amigos de Peter Pan - 11 December 2008 - 2:22am
El centro de Madrid era el decorado ideal para una película deprimente. Tal vez para una ambientada en un país dictatorial, o en una posguerra, o lo que es peor, en plena crisis bursátil. Daba igual, el hombre gris se hubiera movido como pez en el agua en cualquiera de esos escenarios. Como no, vestía traje [...]

18º Tony

blog_ Los amigos de Peter Pan - 6 November 2008 - 2:22am
La jornada transcurrió lenta y pesada. A las seis de la tarde Tony dio por concluida la agonía de la tienda y echó el cierre definitivo al negocio; a su aspiración de vivir de la música, aunque sólo fuera como vendedor de discos. Salió del local sin mirar atrás, tampoco mirando hacia delante. Tan sólo [...]

17º Tony

blog_ Los amigos de Peter Pan - 6 November 2008 - 2:22am
Durante aquel minuto tocaba buscarle el lado positivo al asunto. Si estaba jodido seguramente podría escribir mejor. Estaba claro. La angustia y la incertidumbre eran campo fértil, eran el alimento de las musas que huían de la felicidad acomodada. Todo el mundo lo sabía. Si estaba jodido, realmente hecho polvo, estaría en la mejor disposición para [...]

16º Tirso

blog_ Los amigos de Peter Pan - 24 October 2008 - 12:22am
Tirso salió del almacén de bebidas tres cuartos de hora después acompañado de Sara, su ex novia. –Genial, cariño –dijo Sara mientras le daba dos besos en la mejilla. –Lo mismo digo, guapa. Cuando quieras volvemos a repetir. –Por mí la semana que viene. A las diez en punto en el mismo sitio. –Vale, pero no sé si me [...]

15º Tirso

blog_ Los amigos de Peter Pan - 24 October 2008 - 12:22am
Desde hacía algún tiempo tenía la sospecha de que dependía demasiado de los demás. Más concretamente de la opinión que los demás tenían de él. Esa clase de análisis introspectivos no eran típicos de Tirso. El era sociólogo, o al menos pretendía serlo al cabo de siete u ocho años de carrera, y lo suyo [...]

14º Alex

blog_ Los amigos de Peter Pan - 7 October 2008 - 4:22am
Por algún motivo, las tormentas le seguían de cerca. De nuevo estaba dentro del coche, esperando, y de nuevo el cielo se vertía sobre su pobre Ford de más de doscientos mil kilómetros. El ruido que hacían las gruesas gotas al chocar contra el techo de hojalata se integraba a la perfección con el tema de Diana [...]

13º Alex

blog_ Los amigos de Peter Pan - 7 October 2008 - 4:22am
Aquella noche le apetecía sentirse guapo; lo necesitaba. Se repitió mentalmente que lo que vería sería de su agrado. Se enjuagó la cara, se secó con una toalla áspera como la primera palabra en un domingo de resaca y levantó la vista para encontrarse con el espejo. El truco resultó y se vio guapo. Mientras se [...]

12º Tony

blog_ Los amigos de Peter Pan - 2 October 2008 - 4:22am
El tiempo se detuvo cuando su rostro apareció en el recuadro de la web cam. La Tierra dejó de rotar, la hierba dejó de crecer, la ley de la gravedad quedó suspendida. Tony se quedó en silencio, aturdido, experimentando el mismo sentido de la maravilla que debieron saborear los que lograron la primera conversación telefónica [...]

11º Tony

blog_ Los amigos de Peter Pan - 1 October 2008 - 12:22am
La televisión continuaba monologando ajena a que nadie la prestaba atención. Se encendió un nuevo cigarrillo y pegó un vistazo al triste aspecto de su piso de recién independizado. Pensó que tal vez debería colgar algo en las paredes, algo que indicara que allí vivían seres humanos en lugar de androides. Descartó la idea. No merecía [...]

10º- Tirso

blog_ Los amigos de Peter Pan - 13 September 2008 - 2:22pm
Tirso y Laura se conocieron la noche anterior en el Elástico cuando apenas faltaba una hora para el cierre. Ese era el momento preferido de Tirso para pisar el acelerador, para exprimir todos sus recursos y tratar de encontrar algo de calor femenino con el que justificar la noche. Le gustaba saltar a escena bajo [...]

9º- Tirso

blog_ Los amigos de Peter Pan - 13 September 2008 - 2:22pm
Sólo había diez iconos perfectamente alineados sobre la camada de golden retrievers que adornaba el escritorio. –Una borrega más –murmuró al comprobar que el equipo recién estrenado funcionaba con windows. Agarró el ratón con decisión y comenzó a invadir la intimidad de su anfitriona. Mientras se deslizaba con soltura por las entrañas del disco duro, no dejaba [...]

1 January 1970 - 1:00am